Mora judicial es principal calamidad del sistema de justicia, afirma Luis Henry Molina 

0
60

SANTO DOMINGO. -El presidente de la Suprema Corte de Justicia, Luis Henry Molina, aseguró este domingo que la principal calamidad del sistema de justicia es la mora judicial.

«Para todos es sabido que la principal calamidad que ha sufrido el sistema de administración de justicia ha sido la mora judicial, la cual trastorna todo sentido de justicia en la población, y, sobre todo, lacera la vida de quienes la padecen», expresó el magistrado Molina, durante una audiciones solemne con motivo al Día del Poder Judicial, encabezado por el presidente Luis Abinader.

En ese sentido afirmó que, declaró como objetivo central de esta gestión, la erradicación de «este mal histórico, que es la mora judicial».

Expresó que la alta corte,  hace cuatro años, arrastraba casos pendientes desde 1982, pero que el esfuerzo conjunto para erradicar la mora ha permitido resolver 37,406 recursos de casación desde junio de 2019.

Luis Henry Molina precisó que actualmente, todas las Salas de la Suprema Corte de Justicia trabajan casos ingresados en el 2023, marcando un avance sustancial contra la mora judicial.

Precisó que, la Sala Civil, la que más casos recibe, ha logrado una disminución considerable, faltándole por fallar 506 casos para lograr la meta. Por su parte, la Sala Penal, está a punto de alcanzarla, faltándole solo 2 casos. Y la Tercera Sala, o Sala de Tierras, Laboral, Contencioso-tributaria y Contencioso-Administrativa, ha reducido a 459 los casos pendientes.

Asimismo, el presidente de la Suprema Corte de Justicia, destacó la necesidad de seguir impulsando la seguridad jurídica y el Estado de Derecho en todos los ámbitos de la sociedad.El magistrado juez precisó que atualmente un 80 por ciento de los casos penales van a juicio, cuando solo un 20 lo hace a nivel internacional.

Dijo que, para invertir esta situación y lograr que el 80 por ciento de los casos que llegan a los tribunales sean resueltos bajo acuerdo, sin tener que ir a juicio, se necesita un cambio en la cultura judicial de nuestro país, incorporando nuevas prácticas en todos los actores.

«El uso de figuras como la mediación, la cual ha sido fortalecida con el Reglamento de métodos no adversariales, el juicio abreviado y la derivación a tratamiento o trabajo social, son recursos esenciales para lograr la descongestión de los tribunales, y de los centros penitenciarios y correccionales. Esto es indispensable para que exista una verdadera justicia oportuna que garantice la dignidad de las personas», afirmó Molina.

En otro orden, sostuvo que la seguridad jurídica es esencial como respaldo de las iniciativas comerciales y la búsqueda de inversión. Pero también debe sostener, con igual entereza, los derechos humanos y laborales, la propiedad intelectual, la protección del medio ambiente y los recursos naturales.

Exhortó a trabajar juntos para que «nuestro país se convierta en la capital mundial del Derecho y la Justicia».