George Clooney se une a las voces que demandan la retirada de Biden

0
18
«Amo a Joe Biden como senador, como vicepresidente y como presidente, no es ningún secreto, pero una batalla que no puede ganar es la del tiempo», escribe el actor George Clooney en su artículo para el New York Times. En él, expone sus preocupaciones ante un candidato demócrata que no estuvo a la altura en su encuentro contra Donald Trump hace dos semanas. Se trata de una de los principales donantes del partido pronunciándose contra su candidato, puesto que Clooney recaudó importantes sumas de dinero para apoyar a Obama en 2012, Hillary Clinton en 2016 y al propio Biden en las últimas elecciones de 2020. Clooney asegura que su opinión la comparten millones de votantes demócratas, que consideran que el presidente no está en condiciones de ganar unas elecciones generales contra un rival dispuesto a utilizar cualquier táctica para regresar a la presidencia: «No vamos a ganar en noviembre con este presidente, esta es la opinión de todos los senadores y miembros del Congreso con los que he hablado en privado», continúa. La salud de Biden ha sido el principal tema de debate para los demócratas desde su desastrosa participación en el encuentro con Trump, y ha causado una clara brecha entre los cargos del partido y sus votantes. Por su parte, la congresista y expresidenta de la Cámara de Diputados, Nancy Pelosi, ha declarado que no es momento para criticar públicamente al presidente: «Simplemente debemos esperar. Se puede opinar en privado, pero es prudente esperar hasta ver su desempeño esta semana», refiriéndose a la cumbre de la OTAN que tendrá lugar en Washington. Pelosi defiende que es el propio Biden quien debe tener total decisión sobre si permanece en la carrera o no, alentándole, aun así, a decidirse cuanto antes, ya que «el tiempo se acaba». La Casa Blanca ha tenido que salir al paso esta semana para negar que Biden esté recibiendo tratamiento para el Parkinson ante las reiteradas preguntas de los periodistas después de que varios medios estadounidenses difundieran que Kevin Cannard, experto en esta enfermedad, había visitado la residencia presidencial en hasta ocho ocasiones entre el verano de 2023 y esta primavera. La mala noche de Biden en el debate electoral ha despertado preocupaciones entre votantes y donantes del Partido Demócrata. Las tensiones se intensifican, además, durante una cumbre de la OTAN, en la que Biden tendrá que verse las caras con cargos internacionales como Keir Starmer, primer ministro británico que acudirá a su primer acto político internacional. A medida que se acerca el día de las elecciones, crecen inquietudes como la de Clooney sobre la condición física de Biden, así como sus posibilidades de vencer a Trump en noviembre.