Estados Unidos aprueba un nuevo medicamento contra el alzhéimer>

0
14
La Administración de Alimentos y Medicamentos de Estados Unidos (FDA por sus siglas en inglés) aprobó este lunes por unanimidad que los beneficios de donanemab, el tratamiento experimental de Eli Lilly contra el alzhéimer , superaban sus riesgos, y coincidieron en que los datos de los ensayos mostraban su eficacia en pacientes con una fase temprana de la enfermedad que destruye la memoria.La votación despeja el camino para una decisión final de la FDA sobre el tratamiento, que inicialmente se esperaba a principios de este año antes de que la agencia convocara la reunión para que su panel independiente de expertos pudiera opinar.Noticias Relacionadas estandar No Así funcionan las neuronas de la memoria a corto plazo, claves en alzhéimer R. Ibarra estandar Si ¡Sorpresa! El cerebro puede almacenar diez veces más datos de lo que se creía José Manuel Nieves«Estamos realmente satisfechos de que el comité asesor haya reconocido el fuerte beneficio positivo de donanemab», declaró Dawn Brooks, responsable de desarrollo del medicamento en Lilly, en una entrevista posterior a la votación. Ahora, con el apoyo unánime del panel, la compañía espera que la FDA finalice su revisión, dijo.Fue en julio de 2023, cuando Eli Lilly mostró que su fármaco experimental arrojaba mejores resultados al tratar a los pacientes con alzhéimer lo antes posible, idealmente antes de que desarrollen los síntomas de esta enfermedad que destruye el cerebro, según afirmaron los investigadores este lunes, un nuevo avance prometedor para tratar la forma más común de demencia.Enfermedad ralentizada hasta en un 60% Se ha demostrado que el donanemab ralentiza la progresión de los problemas de memoria y pensamiento en aproximadamente un tercio, pero ese porcentaje se duplica hasta el 60% si el fármaco se empieza a tomar cuando los pacientes presentan sólo un deterioro leve, según un ensayo presentado en la Conferencia Internacional de la Asociación de alzhéimer en Ámsterdam. Este nuevo fármaco de Lilly es un rival potencial del de Eisai y Leqembi de Biogen, que obtuvo la aprobación estadounidense en julio.